Cómo pegar poliespan sin estropearlo

El porexpan, ampliamente conocido como corcho blanco o poliestireno expandido, es uno de los termoplásticos más utilizados en el sector industrial y de las manualidades. De hecho, son muchos los apasionados por el bricolaje y los trabajos manuales que trabajan a diario con este material. Si has comprado una plancha de porex por primera vez… ¡Sigue leyendo! En el artículo de hoy te explicamos paso a paso cómo pegar poliespan sin estropearlo, de forma fácil y sencilla desde la comodidad de tu casa. 

Además, aprovecharemos la ocasión para enseñarte la técnica de trabajo y los mejores pegamentos para porexpan. ¿Te lo vas a perder? ¡Empezamos!

Los mejores pegamentos para poliespan: ¿Cuál elegir?

El porexpan es uno de los plásticos más versátiles. Dicho material puede amoldarse a las necesidades de cada usuario, permitiendo formar piezas de valor para distintos proyectos y sectores en el mundo. De hecho, el poliespan o corcho blanco, admite tantas formas y acabados como adhesivos para unirse a otros materiales y/o superficies. A continuación, destacamos los pegamentos para porexpan más interesantes:

  • Cola blanca. El adhesivo más común y básico, apto para pegar porex a papel, cartón o pequeños retales de tela no porosos. No necesitarás comprar otro material, si lo que deseas es realizar alguna pequeña manualidad de porex con niños.
  • Pegamento para espuma de poliestireno expandido, ampliamente conocida como la cola para poliespan. Este adhesivo es el específico para pegar porex a cualquier otra superficie, sin miedo a estropearlo.
  • Pegamento de contacto. Si lo que vamos a unir o pegar es el porex a un vidrio u otro metal, necesitaremos este tipo de pegamento o cola universal. Un material apto también para otros materiales como la madera, la cerámica, la goma, el PVC, el metacrilato y el poliéster.

Cómo pegar porexpan paso a paso

El saber cómo pegar poliespan a cualquier superficie te será muy útil, tanto para trabajos profesionales como personales. Una vez aprendida la técnica, podrás utilizarla tanto en las tareas escolares de tus niños, como en tus proyectos o decoraciones para el hogar. ¡Veamos cómo pegar corcho blanco paso a paso! 

1. – Limpia y prepara la superficie

Te recomendamos tener las piezas de porex libres de polvo y/o suciedad. Es fundamental que las superficies a pegar estén lo más limpias posible y completamente secas para que el adhesivo haga su efecto. Si la superficie que vas a pegar es rugosa, te recomendamos pasar un papel de lija previamente al encolado.

Limpiar poliespan - Servei Estació
Aplicar adhesivo poliespan - Servei Estació

2. – Aplica el adhesivo para porex

Hazlo en ambas caras o superficies que se quieran pegar. En este paso, puedes ayudarte de una brocha más o menos fina, para expandir el producto por el área a pegar. Debes aplicar una capa fina y uniforme. Si l o prefieres, en el mercado ya existen productos en formato spray, que facilitan la aplicación del pegamento por toda la superficie.

3. – Une las piezas con cuidado

Esta acción debe hacerse lentamente, aplicando un poco de presión en ambas caras. Llegados a este punto, debes mantener unidas ambas superficies por unos minutos, hasta que se peguen en su totalidad.

Cómo pegar poliespan - Servei Estació
Presionar y dejar secar poliespan - Servei Estació

4. – Deja secar en el tiempo recomendado

Para ello, será imprescindible leer con atención las instrucciones del adhesivo que hayamos comprado. Por norma general, cada marca indica un tiempo de secado distinto. Ajústate a este periodo para obtener la resistencia requerida.

Otras recomendaciones para trabajar el porex o corcho blanco

Para finalizar, no queremos irnos sin antes dejaros algunas recomendaciones para trabajar y/o manipular el porex de forma correcta. Os dejamos algunos trucos y consejos que os serán de gran ayuda: 

  • Aplica, une y deja secar. La mayoría de los trabajos con poliespan siguen la misma técnica de pegado. Sigue al pie de la letra estos tres pasos y ninguno de tus proyectos se estropeará.
  • Para unir piezas de porexpan grandes puedes ayudarte de algún objeto más pesado. Éste se encargará de realizar la presión necesaria en el momento de pegar ambos materiales. ¡OJO! No coloques un objeto demasiado voluminoso o pesado, ya que podrías romper el poliespan.
  • Si necesitas retirar restos de pegamento del porexpan, házlo tan rápido como te sea posible. Para ello, utiliza un trozo de algodón o paño humedecido con agua y jabón neutro. Acto seguido, frotar suavemente la zona hasta retirar el producto adhesivo.
  • No te recomendamos utilizar la silicona caliente para pegar poliespan. El porex o corcho blanco se caracteriza por emitir algunos gases tóxicos para la salud al calentarse. Como alternativa, puedes utilizar la silicona fría, aunque ésta tardará mucho más en secar que el clásico pegamento de contacto.
Recommended Posts

Start typing and press Enter to search

Diferencia entre tablero DM y aglomerado - Servei Estació